Publicados los primeros resultados del primer trimestre de 2018, del gigante Netflix, y aunque el número de abonados nos llama la atención, 125 millones de personas, lo que supone unos 3.602 millones de dólares (2.904 millones de euros), nos queremos centrar en algo que ya veíamos que podría ocurrir, si uno pasa un poco de tiempo en alguna de las redes sociales.

“La casa de papel” (Money Heist, en inglés), se convierte en la serie de habla no inglesa más vista en la historia de Netflix. La serie creada por Álex Pina y producida por Atresmedia en colaboración con Vancouver Media finalizó su emisión en abierto en Antena 3, el 23 de noviembre de 2017. A partir de ahí, y desde su incorporación a Netflix, las redes sociales se inundaban de alabanzas hacia la ficción española, comentarios que llegaban de personas desde cualquier punto del planeta, y que han provocado el aumento de seguidores de algunos de los protagonistas, por ejemplo el caso de Úrsula Corberó (Tokio), que ha pasado a tener más de 3,5 millones.

La serie ha sido renovada de forma oficial, por parte de Netflix. Se hablaba de nuevos actores, y nuevos lugares… y con estreno en exclusiva en la plataforma de pago. A esto hay que sumar la cartelería que inunda algunos lugares de Madrid, con los protagonistas enmascarados anunciando la serie.

Sinopsis 

Ocho ladrones toman rehenes y se resguardan en la Fábrica Nacional de Moneda de España, mientras el líder de la banda manipula a la policía para cumplir con su plan.

Protagonizada por Úrsula Corberó, Itziar Ituño, Álvaro Morte, Paco Tous, Pedro Alonso, Alba Flores, Miguel Herrán, entre otros.

El informe completo, y en inglés, enviado a los inversores.